Cosechas del verano

Queridos amigos, este verano nos hemos paseado por esas tierras donde se gestó la historia de nuestro diseñador y nos ha dejado unas bonitas y maravillosas fotos donde se percibe la fuerza y belleza de esa tierra.

Una de las ciudades que participó en labrar los recuerdos esenciales, como diría Alegría en la película que todos seguramente conoceis, es la que aparece en la siguiente foto

pepe-rega-guadix

En esta calle confluyen los recuerdos de el ¨día de la Inmaculada¨ y de aprender a tocar la bandurria. El día de la Inmaculada por esta calle pasaba nuestro personaje cuando iba a ver bailar a los “seises” en la catedral y escuchar las agudas y frescas voces de la Escolanía. Junto a su padre se colocaba en la zona donde tocaban el órgano y allí vivía aquel acontecimiento que le hacía disfrutar de la paz y sosiego que se respiraba durante los minutos en que aquellos niños danzaban de forma cuidadosamente ensayada. Después de la cultivar el espíritu tocaba cultivar una parte más terrenal, pero no por ello menos importante, como era el paladar. Iban donde Doña Frasquita y compraban pasteles para llevar a la tía Conce porque era su día. La cuenta atrás comenzaba hasta el momento en el que la tía Conce decía: ¨coge uno¨ y  respirabas tranquilo porque habían abierto los pasteles en ese momento y no guardado en la nevera.

   También pasaba por aquí para ir a tocar la bandurria en las tardes de invierno al lado de una estufa de butano. El profesor era ¨Don Cándido¨ que había sido una figura en el arte de tocar la guitarra, noble instrumento, que con tanto mimo y cariño se fabrica. Allí también aprendió que la guitarra que mejor suena es la que estaba hecha con ¨palo santo¨. Pero también os diré que a nuestro personaje le gustaba más escuchar que tocar esas cuerdas que endurecían las yemas de sus dedos.

   Pero también corría por esas calles que sin duda no estaban tan transitadas como ahora , pero que conservan el mismo suelo y con ello me reitero en nuestro empeño por hacer cosas que duren , como la piel de nuestros bolsos con la que hemos confeccionado nuestra colección ¨LOLA¨. Y para recordar aquí tenéis la prueba de que donde hubo fuego siempre hay ceniza…

peperega-guadix1